sábado, 10 de septiembre de 2011

El placer de vivir.


Y una vez más el amanecer me encontraba esperándolo, en un lugar cercano al jornalero, apoyada en las barandas de la orilla del lago, como si esa aproximación me permitiera integrar esa mística conexión de colores y aumentar la sensación de plenitud que la briza y la tibieza del sol me permitían aspirar por cada uno de los poros de mi cuerpo.

Contemplación, más nada!!. En eso escucho una voz que dice: “Que belleza ,verdad ??!!”. Y observé una mujer extasiada ante tal maravilloso espectáculo de colores, tenía una escoba en la mano y el uniforme de la alcaldía… continuó sin dejar de contemplar el amanecer :“ Yo los disfruto a todos, cada uno con sus colores diferentes….los que más me gustan son los de los domingos…desde mi chinchorro ,con mi muchachito pequeño y mi café recién colado, el canto de los pájaros que también parece que lo disfrutan, la mata de mango que me da sombra y que esta full de frutas con los colores del amanecer, todo en armonía….y ahí agradezco a Dios por todo lo que me regala y le enseño a mi hijo a valorar y agradecer..

Las dos nos quedamos en silencio terminando de ver su majestuosa aparición…el sol marabino nos confirmaba la bendición de un nuevo día.

La muchacha recién entonces me miró a los ojos, sonrió y siguió su trabajo…. Ese día la vida me regaló dos amaneceres increíbles!!.

Es maravilloso ser capaces de ponerlo todo en equilibrio y recuperar la belleza que se esconde en los eventos más sencillos. La tierna flor que abre sus pétalos al sol del amanecer o el olor fresco de la tierra después de que ha llovido (olor a Quines ,como lo bautizó mi hija). La calidez del ser amado que duerme a nuestro lado o el brillo en los ojos de nuestros niños, cuando descubren con asombro los extraordinarios componentes del mundo. El poder sanador de un abrazo que se da en un momento de pesar o el inefable misterio de una noche estrellada. La risa de los que amamos o el estremecimiento de nuestro primer beso de amor.

La magia silenciosa de la lluvia que se contempla a través de la ventana o la contemplación del fuego en la chimenea. El caer de las hojas del árbol, por un instante vivas y danzantes, bajo el hechizo del viento del Otoño. En suma: la extraordinaria magia que se esconde detrás de las cosas ordinarias.




jueves, 4 de agosto de 2011

La actitud


El desenvolvimiento espiritual es una actitud voluntaria, 
de esfuerzo permanente, donde se volca una intención de libertad

Renunciamos a los pensamientos, sentimientos y acciones, 
que nos mantienen atrapados en el pasado, 
en las obligaciones, en los miedos, en el que dirá, 
en las costumbres, en los hábitos

Entrega amorosa...

viernes, 8 de julio de 2011

Presencia Divina


Hálito de vida, de amor, de aceptación, de perdón, donde impregnamos nuestros actos cotidianos en actos divinos, tranformamos nuestros pensamientos y sentimientos malos en buenos. 

Donde la primera y última exclamación del día, la ofrendamos a Dios, a la Divina Madre. Cuando la bendición y la oración a las personas y a las cosas se llenan de buenas nuevas.

 La sonrisa es una pincelada de amor en nuestro rostro. Y donde aceptamos a las personas con sus defectos y sus virtudes, sin criticas.

martes, 28 de junio de 2011

Vivir el Ahora!


Cada día alguien esta







Así cada dia, vivimos algo que ya conocemos, o algo nuevo, vemos a alguien que extrañamos, o compartimos con alguien que tenemos todos los días al lado, cada día  reímos o lloramos, dormimos y soñamos, pero un detalle en nuestro interior cambia cada momento, cada experiencia.

Podemos estar cocinando y pensando, o estar comiendo y en silencio, estar con la misma persona cada dia y estar molesto, pero un detalle cambia la verdadera situación en cada momento, ese detalle somos nosotros mismos.

Al estar presente en cada momento, dejamos nuestra esencia en lo que hacemos, lo que decimos y compartimos, ya que al estar consciente del ahora eterno, estoy viviendo en ese instante con toda mi atención.

Estar presentes, vivir el ahora, se puede observar desde muchos puntos de vista, para algunos es dar la atención a lo que se hace, para otros es estar contento con lo que se esta haciendo, estar disponible o simplemente estar.

Realmente vivir el ahora, es estar allí, donde estoy, estar presente en el lugar que la Divina Madre me permitió abarcar, estar presente en cada acción, al comer, al compartir, al hablar, es permitirme ver la realidad en cada momento y no perderme en los pensamientos del día a día.

De esa manera se abarca cada situación con compromiso, con disponibilidad y de una manera desinteresada, ya que cada momento es importante, cada momento dejamos una esencia en lo que hacemos, cada momento se transforma en una ofrenda viva que se expande.

Solo si decidimos vivir el ahora, estar presentes en el mas mínimo aspecto de lo que hago, he aceptado vivir la realidad de cada momento.


Recuerden que solo uno mismo puede mover las piezas en su interior para lograr lo que anhelan.

Yo decido si recorrer la vida para esperar ser feliz al final del camino

O recorrer feliz porque disfruto de lo que hago en cada momento para llegar al final del camino

No gana el que recorre largas distancias y llega a la meta con esfuerzo, gana el que vive la experiencia y disfruta el esfuerzo de cada acción, aquel que lograr vivirlo día a día, descubrió su meta en cada paso que da, así al recorrer una gran distancia vivirá el gozo de lo que no anhelaba.


Conocemos todos los colores en nuestro interior, solo debemos usarlos en cada momento para dar color a nuestra vida y dejando esa esencia que le da color a otros en su vida.

martes, 21 de junio de 2011

Claves del Desenvolvimiento Espiritual


Muy temprano a la mañana, el jornalero salió de su casa, tomó el camino hacia su trabajo, observó al vendedor de periódicos que pregonaba en un semáforo con su energía contagiante. Le tocó corneta, se intercambiaron sonrisas y siguió...
El olor a tierra húmeda lo invitaba a inspirar profundamente, y lo repetía tan placenteramente que invitaba a imitarlo. (Siempre me llamó la atención su sonrisa relajada, permanente).
Su carro como si conociera de memoria el recorrido, entró al Paseo del Lago, con las primeras claridades del horizonte, se sentó en lo más alto de las gradas, serena su alma ante la inmensidad del lago que comenzaba a abrirse a los inmensos barcos que lo cruzan. Los pájaros con sus cantos le agregan ese que se yo ¿viste?...(instante de nostalgia) ...
El sol hizo su entrada majestuosa colmando las aguas con mil matices diferentes... azules, rojizos, amarillos...
El jornalero, colmado de aire... luz... sonidos..., cerró los ojos.
 En su alma palpitaba lo Divino y trascendía el cuerpo físico...o al revés??? . Podía escribir mil versos de amor, presencia, arrobamiento, consuelo, libertad,. .. Su corazón conmovido ante aquel dorado amanecer...
LUZ, VIDA, DESPERTAR...
El jornalero, en voz muy bajita, como en una ofrenda, se puso a cantar.

Para hablar de las claves del desenvolvimiento espiritual, tenemos que refrescar el concepto que tenemos de él; esta narración me pareció que de manera simple sintetiza esa elevación y conexión con lo divino en lo cotidiano, con pensamientos, con sentimientos y con un estado de vivir en un constante presente con alegría en el corazón, independiente de las situaciones en las que debemos desenvolvernos.
Esta manera de vivir y sentir es una manera extraordinaria de comprendernos a nosotros mismos,  nuestra relación con la vida, con el mundo y lo divino, es decir enriquece el canal fundamental del crecimiento del ser: las relaciones.
Cuáles serían las claves para comenzar a trabajar en nuestro desenvolvimiento?
La intensión, la búsqueda, la voluntad constante, nos llevan a descubrir que todo lo que necesitamos está en nuestro interior, que nuestra presencia aquí y ahora puede generar un impacto positivo en la sociedad siempre y cuando así lo  decidamos, comenzando desde ahí a producir en nosotros los mismos cambios que quisiéramos ver en los demás y en la sociedad, con una actitud participativa, amorosa y compasiva.
Y como el jornalero que no descuida sus obligaciones del mundo, tampoco se distrae con los “ruidos externos”, se organiza ; se dedica a usar su libertad, esa libertad que tenemos todos, para relacionarnos con lo divino que lo encontramos en todos lados, en todos los seres , en la naturaleza, en el silencio donde el alma se comunica, donde Dios nos conecta con un cofre colmado de infinitas posibilidades que en la tapa lleva nuestro nombre, sólo basta atrevernos a abrir y asombrarnos descubriendo que somos capaces de contribuir a transformar y trascender positivamente lo que nos propongamos.

“Los buscadores de Dios lo han encontrado en sí mismos y enseñaron que el camino del desenvolvimiento es individual y que la realización espiritual es interior.”

miércoles, 1 de junio de 2011

Manifiesto por la vida



La vida es un regalo de la Divina Madre!

Si analizamos la vida, no podemos dejar de agradecer a la Divinidad por estar en este plano terrenal, cumpliendo una misión de vida traducido en un recorrido lleno de acciones, pensamientos y sentimientos que van nutriendo nuestro desenvolvimiento.

Debe estar incorporado en nosotros, honrar la vida! manejándonos con toma de consciencia en las diversas conductas que tenemos en nuestro quehacer diario. Un manifiesto sería ser responsables de nuestros actos hacia sí mismo, hacia los demás seres y hacia nuestro entorno. Reconocer las distintas naturalezas humanas, con la visión en lo justo y lo positivo, pero no discriminando los seres que están alejados de este pensar.

Otro manifiesto sería el compromiso que tenemos por llevar una vida apoyada en iniciativas morales, sociales, de inclusión, participación y apoyo. El ser se muestra ante la vida interconectado con los procesos que están a su alrededor, como lo social, económico, cultural, ecológico y tecnológico.

Los pensamientos, ideas, principios y propósitos de vida, también serían un manifiesto que le da al Ser un comportamiento individual y colectivo hacia una vida llena de metas, de sueños, de vivencias. De los propósitos que nos van reorientando en nuestro transitar o vivir y que muy bien pueden estar bañados por las acciones de nuestros padres o de los seres que nos ayudaron a formar desde niños; y también por las acciones o decisiones propias producto de la madurez en la vida.

En el recorrido por la vida, es muy importante la “Intención”, aquella que nos hace definir lo que deseamos ser o hacer o tener. Manejémonos con intenciones en concordancia con nuestra esencia Divina que fortalezca nuestras interrelaciones de forma positiva. Meditemos sobre lo que realmente es nuestra vida! que representa para nosotros? Cómo la podemos Divino por esta vida?

Seamos un Manifiesto en sí, de lo que es la vida, con consciencia y participación.

martes, 31 de mayo de 2011

Consuelo


Sentado en el banco del parque de mi alma,
observando pasajes de la vida, 
aprecen pérdidas dolorosas, fuertes desafíos. 
Y te veo a tí, bella, supérflua;
impregnando mis células y mis neuronas,
fluyendo por el torrente de pensamientos 
y sensaciones; fluyendo por mi sangre
que oxigena mi corazón dolido.
Y las lágrimas son canalizadoras de liberación,
de aceptación y paz.... 
 Mi alma crece, serena y libre....
Pero.. veo pasar otros momentos Divina Madre...
donde ráfagas de dolor sacuden mi Ser,
 confunden mi alma...
Confusión que me lleva a transitar
 laberintos enredados de mi personalidad
Dime Dulce Madre, donde estabas ???.
- Allí !!! En el pensamiento impulsándote hacia adelante.
En la palabra de ese ser que tu encontraste. 
En el desafío que maduró tu fortaleza; 
en la fortaleza con que trasmutaste aquel pesar
para ser sostén seguro y fiel en el dolor para  tu hermano.
En la carcajada tintineante que arrancaba,
espontánea ese niño aquella tarde.
En la meditación donde paciente te esperaba.
En el silencio tranquilo de la noche, cuando llorando
en mis brazos tus lágrimas secaba.
Donde estaba tu mente en aquel momento, 
que con el alma no se conectaba? -.



martes, 10 de mayo de 2011

Gozo



Invoco la presencia Divina
corro el velo y develo.
Pensamientos y sentimientos
que viven dentro de mi
Se los entrego a la Divina Madre
todos aquellos sin sabores
que me ha tocado vivir.

Me propongo renunciar
voluntariamente a seguir
repitiendo los mismos errores
frustraciones, costumbres, actitudes,
hábitos, modo de vivir...

Logro quitar, desprender velos
que enturbian mi conciencia
e impregnada de gozo.

Mi mente y mi corazón
están en capacidad de
pensar, discernir y amar.

martes, 3 de mayo de 2011

El Arrobamiento



Amor infinito
Romance sutil entre una madre y un hijo
Remanso de quietud
Oasis de paz
Brisa divina
Anhelo entre dos
Murmullo
Iluminación
Encanto
Nido impregnado
Torbelliso y
Olas inspiradoras

viernes, 29 de abril de 2011

La intención


Mi intención es de detenerlos hoy  por un instante, para mirar,
 pensar y conocer nuestra verdadera intención en cada momento.


El día pasa, pasan las horas, atrapados en el tiempo, me pregunto que intención tengo?



Hago silencio y observo la vida que me rodea...



Ahora me pregunto que intenciones tendrán ellos?

vuelvo hacer silencio... y veo unos niños jugando

Ellos sabrán que es la intención? Sabrán como se siente?

y cierro los ojos y en esa oscuridad le digo a la Divina Madre


Querida Madre escúchame, dime que es la intención realmente, dime como se siente, dime como puedo lograr tener una intención, mas aun como lograr que otros tengan...

Silencio...

De repente escucho un voz suave en mi mente, ella te mueve, ella lo es todo, ella es la sombra que brilla en la oscuridad, es la fuerza en nuestro interior que vive fuera de los limites, ella solo es...



Fuerza... Energía fluyendo.. aire refrescante...

Abro los ojos, sonrió, que lindo es sentir la intención, que lindo es sentir ese impulso que nos mueve en la vida...

La intención tan sutil y callada, la dejamos a un lado, nos cegamos con una ilusión de lo que creemos que es nuestra intención, la ocultamos con ideas y suposiciones, solo en nuestra profundidad descubrimos esa chispa que nos mueve en la vida, esa verdadera intención que da pasa a la vocación y a las infinitas posibilidades.

ahora veo, veo que mi intención es vivir con alegría, compartir cada parte de mi con los seres, acompañarlos en la búsqueda de su intención, porque ella es la vida misma, el impulso divino que al despertar en nuestro corazón transforma las cosas a cada segundo, el tiempo deja de ser mi limitación, se vuelve mi oportunidad, las personas dejan de ser otras personas, se vuelve mi anhelo divino de su presencia, la vida toma su verdadera intención, compartirla.

Solo me queda preguntarles sonriendo, cual es su verdadera intención?

Al final de todo, nunca dejemos de lado esa intención pura que nos da vida, al descubrirla, hay que hacerla brillar cada día y expandirla.

martes, 12 de abril de 2011

La desolación



La desolación es una profunda tristeza que sentimos algunas veces cuando estamos atravesando situaciones para las que no estamos preparados en la que no sabemos como actuar.

En la desolación sentimos que alcanzamos lo mas profundo del dolor, pero esta en nosotros no permanecer mucho tiempo en este estado y lograr emerger con fuerza y con una clara mirada sobre lo que realmente queremos para nosotros, lo que nos hará mucho mas fuertes y mas optimistas a la hora de enfrentar situaciones adversas.

Como seres humanos cometemos errores y nos hundimos con pánico en la desolación, parece que el error o las situaciones adversas son las mejores excusas para permanecer desolados.

Es en ese abismo que debemos permanecer un tiempo conveniente.

Meditar, reflexionar y hacer un cambio, ese tiempo de luto debe durar el tiempo adecuado, pero es de valientes y osados pasar la pagina con un gran impulso y continuar trabajando en nuestras meditaciones en el día a día, en la relación con amigos, vecinos, familiares para lograr un cambio en nuestro desenvolvimiento interior.

La desolación nos lleva de melancolía, tristeza, energías negativas, en este estado vemos todo oscuro, pero cuando logramos salir de ese abismo realmente cambiamos la visión de las situaciones y estas pasan a ser aprendizajes que nos fortalecen y que nos permiten ir aprendiendo que en la adversidad lo que mas debemos hacer es crecer y llenarnos de fuerza, practicando la humildad de corazón y la renuncia.

Así con el alma abierta caminamos, tropezamos, aprendemos, nos levantamos, sonreímos y crecemos.


Nuestros dolores están arraigados en lo mas profundo de nuestro ser, enfrentarlo en nuestro desenvolvimiento interior, nos impulsa a seguir nuestro camino de infinitas posibilidades

martes, 5 de abril de 2011

Las Elecciones



Cuando era niña, la elección más importante y difícil era, al terminar mis tareas, cual abuela visitaría esa tarde. Aunque en ocasiones no lo dudaba, había algo que hacía que la decisión fuese inmediata. Lo cierto es que una vez claro el destino, el camino era casi de automático.

Cada una de ellas tenía personalidad diferenente, gustos diferentes, pero algo en común, nos amábamos tanto, que el tiempo compartido pasaba volando.

En cada uno de los encuentros aprendíamos algo nuevo, yo le contaba lo que había visto en el colegio, o que libro estaba leyendo; abuela Elvira siempre me ponía al tanto de algún programa de televisión(su televisor era uno de los pocos que había en el pueblo en esa época), de algo que había sucedido en el pueblo ( estaba al tanto de todo, teníamos un negocio por donde pasaba toda la mundo), recogíamos flores de su jardín, limpiábamos las jaulas de los canarios, íbamos a la cancha de futbol a ver jugar a mi papá. Me encantaba comer sus guisos, platos que no existían en mi casa por ser, según mi mamá, demaciado pesado para el estómago.

Con "La Cocó" conversábamos muchísimo, me contaba historias de su niñez mientras me enseñaba a tejer, a bordar o a ordeñar, (por más entretenida que estuviese la historia no perdía de vista mi trabajo). También me fascinaba ir a su granjita donde los olores de las hierbas medicinales me hacían inspirar profunnnndamente y no sé qué secretos tenían que la felicidad agolpaba mi corazón cada vez que lo percibía (aun ahora se repite); de ahí pasábamos a visitar las vacas proveedoras de la leche de nuestros desayunos, en luna llena recitábamos un versito en agradecimiento a la tierra, mirando el cielo colmado de estrellas (No hay luna llena que no recuerde aquel ritual).
Era una elección difícil la que se me presentaban todas las tarde!!!... o no??.
Esa" dificultad" la disfrute por años, luego vino la elección de la carrera, la fecha de la boda, el nombre de los hijos, el quedarse o partir lejos, muy lejos...

Y entre una elección y otra miles de pequeñas decisiones vamos creando y recreando nuestras vidas. Esa vida que es como el camino hacia la casa de la Abu, dinámica, rítmica, emocionante, en constante relación con los sueños, con los propósitos, con las relaciones que elegimos minuto a minuto.

Cada paso una elección, consiente o inconsciente; responsable o no,... una elección. Un maravilloso y desafiante compromiso que el libre albedrio entrega a cada ser humano individual, sin excepción, con total libertad.

Libertad que nos hace responsables de ellas y de sus consecuencias, pues todo lo que se elige ejerce un efecto en nosotros y en los demás.

- Ya me había casado, vivíamos en Mendoza, y nos trasladaron a Rio Negro. Elegimos aceptar porque era una buena posibilidad para la familia que estaba creciendo ( mi barriga era como un barril de 50 litros,..Perdón.. de cinco meses), pasé por la casa de Cocó a despedirme y mi corazón se partía al abrazar a la abuela; su corazón latía fuertemente, me tomo de la mano, me llevo a los sillones del patio, donde compartimos tannntas conversaciones.

 Me miró con aquellos increíbles y transparentes ojos verde y me dijo: "Cada día, en todo momento tu puedes escoger que emociones o sentimientos quieres poner en tu corazón y lo que elijas lo tendrás en tí hasta decidas cambiarlo. Es tan grande la libertad que nos da la vida que hasta tenemos la opción de amargarnos o ser felices; de crecer o quedarnos estancados; de germinar, dar frutos y hacer que nuestro paso por la vida haga la diferencia. Nosotros hemos compartido tantos momentos maravillosos, tú le distes luz a mi vida, nos hemos amada tanto, tanto.

 Ahora es tiempo de crecer, de conocer, de crear y de volver, como siempre, a contarnos nuestras propias experiencias. Porque cuando tú creces todos crecemos, cuanto tú eres feliz, todos lo somos. Recuerda lo que leímos alguna vez ( lo repitió lentamente): Los pensamientos de las personas guiaran al mundo hacia la paz, sin excepción, en la medida que sus elecciones sean en paz y de paz. La paz está en tu corazón, yo estoy en él, tú estás en el de todos nosotros... Y concluyó : Si las elecciones son transitoriamente dolorosas como esta separación, entreguémosela a Dios para la evolución del universo."

El tiempo ha pasado, he elegido en todo este tiempo tomar de ustedes lo mejor.
Elijo contemplar el cielo y sentirme parte de este perfecto y maravilloso universo, con los beneficios y responsabilidades.

Elijo evolucionar, aunque eso signifique equivocarme y empezar de nuevo.
"NUESTRA ELECCIÓN FUNDAMENTAL ES QUE HACER CON NUESTRA VIDA".
 

martes, 29 de marzo de 2011

El Aborrecimiento



Si buscamos el significado de “Aborrecimiento” nos encontraremos con múltiples definiciones, pero en forma muy concreta se refiere al Rechazo y antipatía hacia una persona o cosa. Es un sentimiento que conduce al individuo a una fuerte oposición contra su objeto de esta intensa aversión, que puede ser un pensamiento, sentimiento o acción.

El aborrecimiento pudiera tener varias tonalidades según la causa que lo produce y cuanto daño le produce al ser que siente ese sentimiento de aborrecimiento. Podemos decir que el aborrecimiento es un sentimiento producto de algo que nos molesta y que queremos transformar, y esta comprometido con nuestras emociones.

Las emociones forman parte integral de la personalidad humana y pueden motivarnos a tener pensamientos, sentimientos o acciones positivas o de bien o todo lo contrario, negativas. Las emociones negativas nos conducen en un estado de dolor, angustia, rabia e inconformidad con nosotros mismos e incluso nos puede traer dificultades con quienes nos relacionamos. Si reflexionamos y reconocemos que estos sentimientos o emociones negativas no atrasan en nuestro desenvolmiento como seres espirituales, entonces hay que transformarlos o trasmutarlos. Este cambio debe venir primero en nuestra mente productora de sensaciones y acciones. Lo primero es detenernos a pensar en aquellos sentimientos negativos o características personales que nos resultan indeseables como por ejemplo la envidia, el rencor, la ira, los celos, maledicencia, malicia, desprecio, apatía, irresponsabilidad, terquedad, impaciencia, intolerancia, entre otras, que elevan a nuestro “YO” por encima de la esencia espiritual que todos tenemos.

El cambio vendría con ejercicios mentales donde primero debemos reconocer el sentimiento negativo que se tiene y luego generar, con un cambio de actitud producto de una meditación consecuente, estados emocionales positivos como validación, compasión, tolerancia, humildad, paciencia, interés, responsabilidad, inclusión, entre otras. Es un acto de renuncia a ese sentimiento que nos aleja de una relación armónica con la Divina Madre, con los seres que están a nuestro alrededor y con la misma naturaleza. Esta renuncia nos conduce a estados de felicidad donde hay miles de posibilidades!!!

Debemos estar atentos con nuestras emociones negativas para que no manejen nuestras relaciones. Hay que revisarlos o pasarlos por el tamiz de nuestra reflexión, tomando consciencia de las transformaciones que se deben hacer para conectarse con vibraciones de energía positiva.

No es cierto que no podemos cambiar! Si es posible hacer cambios de nuestras emociones negativas con ese deseo interior de relacionarnos mejor con nosotros mismos y con nuestros semejantes. Todo lo que nos sucede lo podemos modificar y podemos entrenarnos cada día para que nuestras acciones o respuestas estén acorde con nuestra esencia Divina!
Aborrezcamos las emociones negativas, desestructurandolos o reformulándolos por aquellos positivos que contribuyan a desenvolvernos mejor en esta vida en relación.

lunes, 28 de marzo de 2011

Bienvenida a nuevos integrantes




Almas que se elevan,
Almas que iluminan,
Que crecen,
Transforman, contagian.
Se comprometen.
Danzan, despidiendo
El exquisito aroma
De lo Divino.

Bienvenidos
 Zulangel, Zulay y Marcos
 a este desafío que es crecer, amar y compartir.

miércoles, 23 de marzo de 2011

El respeto a la naturaleza



El significado del respeto implica atención, consideración, reconocimiento, aceptación, aprecio, valorar las cualidades y derechos individuales y de la sociedad, obedeciendo normas morales y éticas.

Es muy importante fomentar desde muy pequeños el amor y el respeto hacia la naturaleza, aprender a interactuar con nuestro entorno, con las plantas, los árboles, los animales, las flores... No solo es respetar el entorno donde vivimos sino conservar la pureza, la belleza de los recursos que nos provee la Madre Tierra.

El respeto por la naturaleza nace de la actitud individual de cada persona. Podemos observar que cada día nos aislamos más de los problemas reales que están latentes debido a intereses por temas tales como la tecnología, la moda, los carros. Existen otros factores de poca importancia para la mayoría de la humanidad o solo por ignorancia de nosotros mismos como la deforestación, los accidentes petroleros, entre otros agentes que contaminan y ponen en riesgo el ecosistema completo, es evidente que nos encontramos en crisis ecológica.

No solo debemos tomar conciencia de nuestros actos diariamente o de fomentar conciencia con nuestros familiares, amigos, vecinos; sino cultivar la semilla de la conciencia individual en nosotros mismos; porque de nada sirve que le digamos a los demás que lo hagan sin ponerlo en práctica, ej. Al establecer otro estilo de vida, damos cuenta de lo que consumimos y desechamos.

Al trabajar con la mística del corazón, responsablemente comenzamos a atender las necesidades de la naturaleza con el fin de preservarla, amarla, cuidarla, quererla y protegerla, renaciendo en nosotros una relación armónica con todos los seres vivos de la Tierra, que nos lleva a una convivencia y un acercamiento a lo Divino.

“Respetar la naturaleza es cuestión de supervivencia

miércoles, 16 de marzo de 2011

La relación con todo-inclusión


La inclusión está vinculada al conocimiento y experiencias del alma. En un orden que determina las actitudes, relaciones y el aporte que hacemos en nuestro entorno. Si bien es, La misma relación que establecemos con la vida – La tenemos con lo absoluto – Con las personas con quienes se está vinculado.

La inclusión es igual a diferencia. Se dispone a tratar a todos de una manera diferente. Ya que a través de la expansión de la conciencia visualizamos una conducta diferente al ser humano común.

En este sentido, la diversidad, a veces resulta criticable por sus características excluyentes por los modelos estereotipados basados en banalidades y carecen de empatía ante la humanidad. Entonces colocamos al individualismo como un aspecto contrario de la inclusión, ya que la gente común tiene la ideología de que si logra obtener dinero, poder y éxito entonces será feliz, pero por el contrario esta condición individualista manifiesta que si no hay inclusión de la espiritualidad son estas personas infelices. Asimismo, hay que recordar que la felicidad no es un problema de la exterioridad, sino de nuestro interior.

Es por ello, que debemos de ser consciente de nuestros actos y comunicarnos de una manera responsa (sin hacer daño a los demás) y cambiar nuestros pensamientos negativos donde expandamos nuestra conciencia permitiendo entrar a nuestro corazón a la Divina Madre.

Por otra parte, las características de la inclusión determina la actitud del alma mediante El Amor: son las condiciones más puras que por naturalidad la llevamos como semillas que al sembrarlas florecen la pureza, como una rosa blanca con un aroma divino y la suavidad de sus pétalos que en semejanza es el amor de una madre a su hijos que es infinito. El amor expresa unos de los factores más importantes para actuar en una vida en plenitud.

 La Plenitud: se da cuando nuestro ser o alma se siente en capacidad de ofrendarse a la humanidad en total disposición, humildad, voluntad, permite ayudar a su entorno y compartir sus capacidades espirituales. La espiritualidad: se halla cuando hay una intensa e inagotable trabajo para alcanzar la unión con lo divino. La renuncia: se percibe cuando se entrega el alma y lo material; quedando solo la esencia de nuestro ser sin esperar nada a cambio, donde se aplica el silencio, la humildad y el amor sin retribuciones.

Las características mencionadas anteriormente son algunas de las más importantes para sentirnos identificados y compartir con nuestro entono. El amor, la plenitud, la espiritualidad y la renuncia permiten ver a la divina madre en todo y en todos…

Abramos nuestros brazos y abracemos a nuestros familiares, amigos y entorno, sin hacer separabilidad alguna, veamos en ellos a la divina madre y permitámonos escuchar, comunicar, acompañar, obrar y orar por quienes nos necesitan, todos somos importantes, empecemos desde este momento con este ejercicio de inclusión espiritual.

La diferencia radica principalmente en la inclusión de la espiritualidad, de paz, de sentido, de propósito, de futuro, de libertad y de trascendencia. Entonces comienza por ti y contagia a tu entorno y las relaciones a través de una comunicación empático y asertiva.

De esta manera hay que lograr cada día el camino de crecimiento espiritual.



jueves, 3 de marzo de 2011

La Diversidad, una alternativa de vida


Existen diferentes tendencias culturales, místicas, sociales, políticas, económicas, modo de vivir y hacer las cosas, tradiciones, creencias, valores, hábitos, costumbres, filosofías de vida, lenguajes.

Así mismo, dada persona tiene un punto de vista, opinión, expectativa, pensamiento sentimientos, acciones, forma de ser y de convivir, teniendo cada uno características y criterios personales.

Aceptar esta diversidad, es aceptar al otro tal como es, es validar las opiniones, amplificando nuestros criterios, abriéndonos a lo nuevo, abriendo una actitud de respeto, respeto por las diferencias, por las experiencias del otro y por la propia, empatia con uno, con el otro, con el entorno, todo como uno y uno como todo; contexto de universalidad, participación e inclusión que nos lleva a una humanidad trascendente equilibrada, armónica, con consciencia expansiva y libre.




Ser un alma entre las almas

lunes, 21 de febrero de 2011

Usar Sabiamente Nuestros Conocimientos



El tener conocimientos, no implica tener sabiduría, ya que es bien conocido por todos que existen muchos seres que tienen la capacidad de acumular mucha información, pero esa información no es usada en pro del beneficio de humanidad. En muchos casos es usada más bien en contra de nosotros mismos, causando tristeza y desolación.

Podría decir que usar sabiamente nuestros conocimientos, más que una actitud es un arte; es una elección de vida que se puede plasmar aplicando la conciencia en cada una de las circunstancias que nos toca vivir.

Diariamente de una u otra manera ampliamos nuestros conocimientos sobre algo, pero lo esencial es lo que hacemos con esta información. Debemos aplicarla en nuestra vida y llevarla a otros seres que por una u otra razón no han tenido la oportunidad de recibirla. Se dice que conocimiento es poder, y un poder bien canalizado se transforma en energía liberadora.

Ahora es importante tener la convicción de que la motivación para aplicar sabiamente nuestros conocimientos es altruista. Debe estar fundamentada en el deseo de hacer el bien sin esperar nada a cambio. Cuando se logra este nivel ya estamos experimentado nuestra verdadera esencia espiritual como seres humanos.

Desde mi óptica personal considero que la mejor manera de lograr esta manera de vivir es aplicando las diez palabras del desenvolvimiento espiritual.

Las 10 palabras del desenvolvimiento espiritual son: Callar, Escuchar, Recordar, Comprender, Saber, Querer, Osar, Juzgar, Olvidar y Transmutar.

Cada una de estas palabras significa algo que hacer en cada circunstancia que se nos presenta en la vida. Las mismas describen una línea de trabajo que promueven nuestro desenvolvimiento y por ende la aplicación sabia y consciente de nuestros conocimientos.
Es importante aclarar que esto no significa que nos convirtamos en seres perfectos, sino que trabajemos con esfuerzo y voluntad en ser menos dogmaticos, discriminatorios e intolerantes.

martes, 8 de febrero de 2011

Las inquietudes espirituales




Las inquietudes aparecen ante nosotros a cada momento, ellas rodean la mente como peces en el agua, pero al detenernos escuchamos y observamos cada una de ellas y no encontramos una respuesta, pienso que todo es espiritual, toda la vida abarca lo espiritual y cada inquietud que tenemos es una posibilidad mas para afrontar un nuevo horizonte, sea razonando o aplicando.

Una inquietud espiritual nace en nuestra mente por nuestras opiniones, por nuestras justificaciones constantes, y por un hecho importante que es el de no prestar atención a la situación que se esta viviendo, por eso la mente genera pensamientos y preguntas, que nos rondan día a día, y opiniones cerradas bajo limites que nos asignamos inconcientemente.

Al querer conocernos y profundizar en nuestro interior, brindamos la oportunidad de dar una atención y una intención, que transforma nuestros pensamientos y nuestras situaciones, solo por permitirle a lo Divino entrar en nosotros y aceptarlo.

El silencio y la espera nos permite vaciar la mente de inquietudes, para que el universo entre en nosotros y permita las infinitas posibilidades, o por lo menos 168...




Sonriamos a la vida, con la inocencia de un alma sin inquietudes por las adversidades de la vida, seamos dia a dia una posibilidad mas.

martes, 1 de febrero de 2011

La paz del corazón



Es posible tener paz en el corazón cuando la palabra “crisis”, “conflicto”, enfrentamiento, desacuerdo, son las palabras corrientes en las informaciones??. Muchos se hacen esa pregunta.
Es seguro lograr la paz si eso cambiara??.

Solemos pensar que la paz reside en la situación generada en nuestro entorno, es decir, si mi entorno es armonioso, las relaciones amenas y si soy aceptada, la paz fluye.

En ocasiones las circunstancias se dan pero esa sensación de paz no está en nuestro corazón.
Entonces, será que la paz verdadera, la que nos conecta con la esencia, con lo Divino, no se genera en relación con lo exterior, sino en lo más interno de nuestro ser y desde allí emana hacia el entorno??.

Esperar tener un entorno perfecto para sentirnos bien, es un estado que no nos garantiza el resultado esperado.

Por el contrario percibir la Tierra como un todo al cual yo pertenezco, me integro, me incluyo, participo!!. Trabajando y viviendo conscientemente, con renuncia, hace que nuestros actos siempre tengan valor agregado en nuestra alma. Nos permite sentir esa paz en el corazón que solo el desprendimiento a la espera lo logra.

El Método de Cafh nos induce a abrir nuestro interior al mundo exterior, a introducir en nuestra vida la vida de los demás, con sus luces y sus sombras y a sentir como nuestros, tanto los dolores, las angustias, las tragedias y necesidades como las alegrías y los adelantos humanos.

Asimismo, nos induce a volcar sobre los que nos rodean nuestro amor, nuestra solidaridad y nuestras capacidades. Cuando pensamos en nosotros mismos, lo hacemos como miembros de la Humanidad. Nos ejercitamos en unir nuestro sentir al de todos, en el momento que estamos viviendo. Nos ejercitamos en proyectar nuestro futuro incluyéndolo en el mundo que anhelamos construir con todos los seres humanos.
Este compromiso, este objetivo apoyado en el Método nos permite vivir con esa paz sostenida, placentera, serena que nos induce a contemplar, disfrutar, aprender y trascender las circunstancias que solo están allí para permitirnos crecer. No solo ser feliz porque todo esta hermoso, sino porque tenernos la conciencia de que viviendo con paz en el corazón iluminamos nuestra mente y contribuimos a la paz del corazón de todo el mundo.

El sentido de participación nutrido con la meditación, la reflexión y el amor hacen que ese estado maravilloso sea la semilla fértil en todos los terrenos de la vida.

Reír mucho y muchas veces, gozar del cariño de los niños, apreciar la belleza, escuchar, amar y valorar a los ancianos, buscar lo mejor de los demás, obtener nuestros ingresos honestamente, dejar el mundo un poquito mejor de cómo lo encontramos, como un hijo sano, un jardín bonito, una persona feliz, lograr vivir en armonía con nuestra familia, saber que alguien ha vivido mejor gracias a ti, es una semilla que podemos sembrar en el mundo y genera en nuestro corazón esa paz duradera y real que se basa en el amor, el bien y el adelanto de todos.

martes, 25 de enero de 2011

Los milagros del corazón



El primer milagro del corazón y de la vida es el amor.
El amor todo lo puede, desde lo posible hasta lo que muchas veces creemos que es imposible. Si contamos con el amor y dejamos que éste llene cada célula de nuestro ser lograremos que sus rayos puedan se reflejados al exterior y simultáneamente notaremos un cambio mágico en las cosas y en los seres que están allí.

Cuando estamos poseídos por el amor infinito y logramos expresarlo con acciones, sentimientos y pensamientos nos llenamos de una gran alegría interior como exterior.

Otro gran, milagro es el perdón: si trabajamos arduamente con este sentimiento logramos dejar a un lado los miedos y rencores y estamos subiendo otro escalón que nos conduce a la felicidad. Cuando un ser realmente perdón se da un gran regalo a si mismo y a los otros.

El perdón además de apartar los miedos y rencores permite que uno mismo se consiga identificado y logre empatía con el otro.

sábado, 15 de enero de 2011

El Poder de la Mente




En la mente están los pensamientos relacionados con los deseos, los propósitos o proyectos. Un pensamiento generado en la mente es producto de una respuesta biológica y este tiene influencia en nuestras acciones y sobre otros pensamientos ya sean propios o de otros seres.

La energía que acompaña un pensamiento puede tener dos efectos: uno beneficioso y por tanto positivo para nuestro desenvolvimiento como ser humano empático, y otro negativo de daño y egoísta. Son los dos caminos de manifestación del ser en la vida, y deberíamos elegir el positivo que nos da ganancia, de nuevas energías positivas con vibraciones elevadas que van a atraer lo armónico.

Vivimos en una sociedad con una diversidad de estímulos que nos incitan a querer cosas, tales como estudiar una determinada carrera y en una institución específica; comprar ropa, calzados, artefactos, en fin productos o bienes que según la publicidad o las orientaciones familiares o de amistades, nos proporcionan. Todo esto se asienta en la mente inconciente y va luego generando los pensamientos o propósitos o simplemente “deseos”.

Son inevitables los deseos, ya que queremos hacer siempre cosas nuevas para nuestro disfrute, nuestro desarrollo profesional o nuestro desarrollo espiritual, y también para nuestro cumplimiento laboral. Pero detengámonos a meditar la calidad de nuestros pensamientos para que se realicen acciones positivas para nosotros mismos y para con quien nos relacionamos, nuestro entorno social-ambiental.

Si utilizamos pensamientos positivos, los resultados serán maravillosos. Podemos usar el poder de nuestros pensamientos para el tratamiento de enfermedades o la recuperación de las mismas; para el logro de metas que sean incluyente con nuestros seres queridos; para la ayuda efectiva de aquellos seres que lo necesiten; para un consejo efectivo y objetivo; para recuperar nuestra armonía interior, y así otras tantas que podríamos añadir según la vivencia de cada ser. Piensa y veras…. Creer es poder! o el poder esta en ti!

Manejémonos con una actitud mental positiva, llenándonos con pensamientos de amor, felicidad, de armonía, de consuelo, de compañerismo, de inclusión, participación y tolerancia.

Promovamos en nosotros mismos la programación mental para el cumplimiento de nuestros propósitos de vida, con visualizaciones o cuadros imaginativos de lo que queremos vivir, de sensaciones que generen felicidad, seguridad y hasta solución de problemas o desarmonías.

miércoles, 5 de enero de 2011

El perdon de nosotros mismos



Perdonar es tambien perdonarse a sí mismo y el alma se libera de odios y rencores.

El resentimiento y el desasosiego del que no perdona hace mucho daño a los que le rodean y a él mismo.

El perdon es la posibilidad de reconocer, de observar sin una personalidad y de forma simple, ver la inocencia donde no se encuentra.

Al darle un espacio en nuestros corazones a lo Divino y permitir ser su instrumento, damos la oportunidad de perdonarnos, de reconocernos, de aceptar lo que somos, y conocernos en una mayor profundidad.

Al aceptar el perdon en mi, doy la oportunidad a aceptarlo en los demas, ya que ahora no solo le doy un espacio a lo Divino en mi, si no que lo observo en cada ser.

Cada ser se transforma en instrumento Divino, cada alma es reconocida por su presencia divina, donde el perdon transforma las situaciones y los dolores.

El perdon, una simple palabra, pero dificil de aceptarla, al vivir el perdon vivimos la renuncia, dejamos a un lado el orgullo, el apego, una idea y pasamos a solo ser, no esperamos algo a cambio, no esperamos una respuesta, solo somos.

Solo ser, es ser instrumento Divino, y reconocer a lo divino en las almas, en cada expresion de la vida.

Perdonar es Renunciar
Se ha producido un error en este gadget.